¿Todavía?

¿Todavía recuerdas mi nombre? Vaya, qué sorpresa. Y cuéntame. ¿Aún guardas algún secreto de nuestro amor? ¿Algún recuerdo? ¿Alguna fotografía? ¿Algún sueño incontrolado en el que aparezco de pronto en un plano secundario? Dime, ¿cómo te fue después de todo aquello? ¿Te salió la jugada como creías? Porque tenías jugada, ¿no?. Bueno... qué pregunta. Supongo que la respuesta a todo lo anterior es un . Pero también supongo que la respuesta a todo lo anterior es un no. Porque durante aquel tiempo yo creía cosas que al final resultaron no ser. Y lo que me negaba a creer resultó ser. Así que ahora estoy en una situación similar. ¿Sí? ¿No? ¿Sí pero no? Seguramente me responderías esto último. -Sí, sí, recuerdo tu nombre, sí todavía guardo secretos de nuestro amor, recuerdos, fotografías y sí, sigues paseando por mis sueños y no en planos tan secundarios. Pero no, no me tomes en serio, yo no he dicho nada de todo lo anterior, yo no, yo no, yo no. ¡Ay! ¡O sí! ¿Qué sé yo? Mira, escúchame. Lo haga o no lo haga, nada va a cambiar. Yo seguiré con mi vida. Tú seguirás con la tuya y todo lo que vivimos seguirá siendo parte de nuestra memoria. Al menos de la mía. Porque sí, mira. ¡Estás en ella! Me persigue tu recuerdo. Me acuerdo de ti cada día. ¡Te echo de menos! Y esta lágrima que me cae es de rabia. De la rabia que me da que me preguntes esto y me hagas darme cuenta de que cometí un error. De la rabia que me da la rabia que me doy.

Y es que Sucede Que Hoy conversé con(s/m)igo mism@...

8 comentarios :

pequeñavane | 17:33

GUAU!.. EN ESTA OPORTUNIDAD VOY A DEJARTE ALGO QUE ESCRIBI HACE POCO PORQUE AL LEER ESTA ENTRADA NO PUDE DEJAR DE RECORDARME Y RECORRERME EN ELLA...

ANGUSTIA DE VOS

TUS IMÁGENES FECUNDAN MIS RECUERDOS COMO SI AUN MIS PUPILAS ENCEGUECIERAN EN TUS BRAZOS.
MI BOCA TIBIA NO PUEDE DEJAR DE MORDERSE LOS LABIOS TRATANDO DE RESCATAR LA TEXTURA, QUE AUN GERMINA EN CADA LÍNEA QUE LOS FORMA, DE LOS TUYOS.
MI CUERPO FRIÓ, SECO, ENTUMECIDO YA NO PUEDE PASAR AL ACTO, YA NO CONCIBE LA POSIBILIDAD DE AMAR, SABE, AUNQUE LE HIERA, QUE SU ULTIMO HALO DE AMOR SE LO ARREBATO TU SOMBRA AQUELLA NOCHE QUE VIO REFLEJADA SU IMAGEN EN TUS PUPILAS Y SENTASTE MI SENTENCIA...
TUS OJOS SON MI CÁRCEL Y AL MIRARME EN ELLOS YA NO ME VEO!

BUENO MI AMIGO, MI NIÑO CON COSAS DE HOMBRE, MI HOMBRE CON COSAS DE NIÑO... TE DEJO UN BESO DULCE PARA QUE TE ACOMPAÑE

Pablo Martín Lozano | 18:18

Hola Pequeñavane! Es muy bonito tu texto, creo recordar que ya lo leí la primera ocasión que me perdí por tus letras en tu espacio.
Muy profundo y sincero, de verdad.

Un beso fuerte y gracias por tu comentario!

Testigo | 15:08

A veces, lo que se echa de menos es la confrontación... y cuando ese momento llega, es mejor la distancia. Saludos, amigo.

Pablo Martín Lozano | 17:20

Hola Testigo, qué gran verdad la que dejas aquí. Además lo has hecho de una manera muy bonita.

Gracias y un abrazo!

Anónimo | 19:43

Hola, soy un total desconocido. Lo que escribiste, sinceramente lo siento mucho por que me paso, y se siente horrible. Pero creo que le has dado un matiz diferente al que tenia. Me encanto, de verdad. Una maravilla. Soy de Mérida, Yucatán, México. Saludos y mis mejores deseos. Bye...

Pablo Martín Lozano | 19:54

Hola "total desconocido". Muchas gracias por tu comentario. Siento que también tuvieras que pasar por algo así, aunque por otro lado te felicito por ello, pues sólo el que pasa por el desamor, puede valorar al máximo el amor.

Bienvenido a mi rincón y espero que disfrutes con los relatos. Comenta siempre que te apetezca.

Saludos.

Quetzal | 04:36

Tiene un rato que leí, y me pego tanto que no supe que poner... A veces pasa que esas personas siguen en nuestros recuerdos y se niegan a irse de nuestros sueños.
un beso
Marlene

Pablo Martín Lozano | 12:19

Asi es Marlene, se arrinconan en el recuerdo y se niegan a marcharse. Pero la vida sigue.
Gracias por el comentario y un beso fuerte!