Ensoñación

Un día soñé que pensaba que soñar era seguir pensando en la inconsciencia de un sueño pensativo o de un pensamiento soñador. Que durante la liturgia de las horas durmientes no cesaba en mis labores de pesquisas con las dudas y los enigmas que en la vigilia habían quedado sin responder. ¿Era o sentía? ¿Creía estar viviendo o vivía? ¿Soñaba estar despierto o despertaba envuelto en sueños? Y fue durante el tiempo entre sábanas que entendí aquellos versos que decían que toda la vida es sueño y los sueños, sueños son. Pues soñando que pensaba me acercaba al conocimiento de que pensar es sólo un sueño que persiguen los filósofos que, durante toda su vida, sólo han aprendido que la sabiduría se alcanza en otra vida a la que se se llega después de exprimir la que nos dan. Que no importa si setenta o setecientos, estos años sólo sirven para practicar. Para experimentar y ser conscientes de que no es ahora cuando debemos despertar y que el camino es largo, pero se hace al caminar. Y entre sueños vagos y pensamientos vaporosos olvidé contar el tiempo que hacía que no soñaba, que no pensaba. Y olvidé que fue durmiendo la última vez en la que creí estar despierto, pues no volví a sentir en vida lo que pude percibir en aquel sueño. Pero fue justo al despertar que entendí el significado de aquellos sueños y pensando que vivía respiré olvidando que hacía años que estaba muerto.

Y es que Sucede Que Hoy soñé y pensé y también viceversa...

8 comentarios :

Lunettas | 04:47

Y sucede que hoy... me soñé que debía pasar por aquí... todos somos seres soñadores... y vivientes... pero viviremos soñando o soñaremos viviendo?

Miles de besos mi querido Pablo.
Lunettas *_~

Pablo Martín Lozano | 14:17

Hola Amiga! Me alegro de que soñaras eso y encontraras el motivo de ese sueño en este post.
La pregunta que planteas es la eterna duda. ¿Cuándo vivimos y dejamos de soñar? ¿Y cuándo al revés? El secreto está en soñar y permanecer despierto el mismo tiempo, así te aseguras de que estás la mitad del día en un estado, y la otra mitad en el otro. No importa si no sabes cuando es cada uno, pero sabrás seguro que vives los dos.
(Tal vez es una mala teoría pero me justifica las doce horas de sueño que acabo de tener, jeje).

Besos compañera de letras.

laurita | 20:44

Oye!!! q sepas que este es el primer post desde hace tiempo que verdaderamente me ha vuelto a enganchar a tu blog. Me ha encantado y creo que tienes mucha razón en lo que al soñar se refiere. Un besote enorme. Nos vemos mañana.

Pablo Martín Lozano | 20:49

Hola Laurita! Cuánto tiempo sin recibir un comentario tuyo por aquí...Me alegro de tu regreso!
Ojalá sea para quedarte.

Otro beso enorme y mañana nos vemos, esperemos que para ir cerrando un pasaporte a Bruselas.

;)

yo mismo: curitaman | 22:14

Simplemente gracias.

Como diría Machado: trás el vivir y el soñar, queda lo más importante: Despertar.

Un abrazo.

De exámenes.

Pablo Martín Lozano | 22:35

Gracias a ti.
Suerte en esos exámenes.

Un abrazo.

Anónimo | 06:07

Recuerdo una de mis peliculas favoritas "La ciencia del sueño" (Michel Gondry).

Que Magnifico el misterioso sueño.

Marlene
UN BESO

Pablo Martín Lozano | 15:31

Hola Marlene, se te echaba de menos.

Me apunto la película para verla, porque no la conocía.

Un beso! Y sueña mucho!