Esa Primera Noche

Los destellos de luz que salían de la pantalla cubrían las paredes del salón todavía a medio terminar y repleto de cajas de cartón llenas de sueños, recuerdos y pertenencias. Apenas una semana atrás se habían decidido finalmente por aquel céntrico ático tipo loft con las paredes desnudas que le dotaban del aire estiloso que siempre habían buscado. El murmullo de los diálogos de la película que no recordaban haber comenzado a ver se escuchaban resonando con timidez. Agotados por la mudanza y después de haber derrochado toda su energía en los abrazos y los besos que festejaban la felicidad de aquel sueño cumplido, habían terminado por caer rendidos el uno encima del otro en el sofá, mientras la madrugada caía fría del otro lado del gran ventanal con vistas a la terraza. El sueño se había apoderado de ellos hacía ya algo más de una hora, pero nada importaba. Ni siquiera se sentían incómodos en aquella postura retorcida. Les bastaba la ilusión de saberse al fin juntos compartiendo techo en la casa que tantas y tantas veces habían soñado en sus tardes de verano. Tenían suficiente con sentirse el uno junto al otro entre aquellas cuatro paredes que tanto habían anhelado. Y asomando de una de las cajas de la mudanza todavía incompleta, una fotografía enmarcada de los dos sonriendo y derrochando amor parecía querer escapar de aquella prisión de cartón, dispuesta a ocupar su lugar definitivo justo en el recibidor, para que cada día aquella imagen fuese lo último que vieran antes de salir y lo primero en observar nada más entrar.

Y es que Sucede Que Hoy quisiera...

4 comentarios :

Anónimo | 02:09

Como siempre, no defraudas en tus textos...hacia tiempo que no pasaba, pero hoy he pasado y me he puesto a leer post atrasados...y me gustan mas los de ahora que los de antes...mucho mas positivos y de los que se desprenden muuuucha felicidad por tu parte.

pichi...me gusta verte asi :)

Álvaro

Pablo Martín Lozano | 12:45

Hola Pichi! Muchas gracias por tu comentario. La verdad es que dicen que la esritura es reflejo del alma de quien escribe y más si se hace en un tono íntimo y tan personal como yo lo intento cada noche, así que me alegro que se desprenda felicidad y positividad de mis letras porque eso mismo es lo que ahora llevo adentro.

Un abrazo ;)

olvidandoquetequieroolvidar | 18:04

hace tiempo que me paso por tu blog ..... solo era para decrte que me encanta lo que pones , y que realmente ..... nunca decepcionas con tus palabras

un abrazo enorme :)

Pablo Martín Lozano | 22:17

Hola "Olvidando..." gracias por el comentario y dejar huella de tu paso. Celebro no decepcionarte con mis palabras y te invito a que comentes siempre que te apetezca.

Otro abrazo para ti.